CÁRITAS MALLORCA HA ACOMPAÑADO A 6.955 PERSONAS EN 2017 A TRAVÉS DE LOS DIFERENTES PROYECTOS SOCIALES DESARROLLADOS


31 de mayo de 2018. 14:08h.

Invirtiendo más de 3,2 millones de euros.



"Nos enlazamos por la Justicia, combatiendo la pobreza y cuidando el planeta", es el lema que Cáritas Mallorca ha escogido para presentar la Memoria 2017 que refleja el trabajo realizado a través de los programas sociales de Cáritas Diocesana y de las 66 Cáritas Parroquiales que realizan la acción social en los diferentes territorios de Mallorca, dando cuenta del destino de los 3.228.707,85 € invertidos en los programas que han permitido acompañar 6.955 personas en situación de desigualdad social y/o riesgo de exclusión social en Mallorca.

El obispo de Mallorca, Sebastià Taltavull, como máximo representante de Cáritas Mallorca, ha iniciado el acto de presentación de la Memoria destacando el trabajo de acompañamiento que realiza Cáritas hacia las personas más desfavorecidas y las actuaciones que se desarrollan para mejorar la su dignidad. Ha destacado los 900 voluntarios y los 70 técnicos que son "el alma de Cáritas Mallorca que dando vida a un cuerpo social" a quienes ha agradecido "su generosidad y constancia en el día a día".

Posteriormente ha sido el turno de la directora de Cáritas Mallorca, Margalida M. Riutort, quien ha iniciado su intervención señalando que dentro de un contexto socioeconómico de crecimiento observado en los últimos 3-4 años y de la mejora de las condiciones de vida de algunas familias, la situación de precariedad continúa por algunas de ellas. "La realidad de exclusión social se mantiene para algunas familias que no perciben los efectos de recuperación económica y que para muchas de ellas la red de seguridad es peor que en el momento de la precrisis; continúan con la dificultad para llegar a fin de mes; la tasa de cobertura de la situación de desempleo es menor que la de hace 10 años, y muchas están sin ingresos que provengan de su trabajo, prestaciones contributivas o protección del paro". En este sentido ha recordado que "la desigualdad económica ha crecido y el índice de pobreza se sitúa de media en todo el estado en un 22,3% (2016), en las islas es de un 15,7% (2016), una realidad que supone atender por parte de Cáritas Mallorca más personas que en 2008, un año donde la tasa de paro estaba en el 11% y ahora se sitúa en el 17,4%".

La situación laboral con una alta temporalidad, una precariedad en los sueldos, una parcialidad involuntaria o el paro de larga duración para mayores de 50 años la ha descrito, la directora de Cáritas Mallorca, como "de una precariedad que se está extendiendo como una forma de vida".

Las personas atendidas
De las 6.955 personas acompañadas (un 11,8% menos respecto al año 2016), destaca el número de mujeres atendidas (60%) respecto al de hombres (40%) manteniéndose la tendencia de los últimos años, siendo principalmente personas jóvenes y adultas, entre 30 y 45 años, las que se han acercado a los servicios de Cáritas. En cuanto al tipo de hogar, más del 35% son parejas con hijos, un 14,1% familias monoparentales y un 31% personas solas, un porcentaje este último que ha crecido un 7% respecto a 2016.

Continúa la tendencia de años anteriores de descenso de personas españolas atendidas (43%), subiendo a 52,3% (incremento de un punto) las personas extracomunitarias (de más de 70 países). En relación a su situación legal, la gran mayoría tiene una situación administrativa irregular, pasando de un 12'4% a un 15,8% (942 personas), un 1,5% se encuentran indocumentadas (88 personas) y un 0'6% de las personas atendidas son refugiados o en solicitud de asilo (35 personas).

En cuanto a la situación laboral, el 70,5% son personas activas, de las cuales un 57,3% están paradas y un 9,4% trabajan con contrato (8,1% por cuenta ajena y 1,3% por cuenta propia). Un 3,4% trabaja sin contrato, este dato se ha duplicado respecto al año pasado. Destacar también que un 17,5% de las personas atendidas se encuentra sin alfabetizar.

La acción que realizamos con las personas
En cuanto a la intervención realizada por Cáritas, se han dado 38.366 respuestas a las diferentes demandas (incremento de más de 3.000 respecto de 2016) siendo los ámbitos prioritarios la gestión de ayudas y servicios, y el acompañamiento a las personas y familias (47'5%); valoración y diagnóstico de situaciones (33'6%); la acogida, escucha y apoyo (27'6%); informar, orientar y asesorar (20%). Destacar también el crecimiento hasta el 25% en la derivación de casos a los Servicios Sociales Municipales, a quien corresponde por derecho de ciudadanía.

Las ayudas prioritarias han sido la cobertura de necesidades básicas (alimentos, ropa, productos de limpieza...) un 45,7%, la búsqueda de trabajo y procesos de inserción sociolaboral un 33,9%; apoyo a la educación (comedores, guarderías, actividades de verano, refuerzo...) un 28,4%; familia y entorno social (acompañamiento familiar, escuela de madres y padres, apoyo psicológico...) un 12,5%; vivienda un 11,2%.

En la memoria también se refleja que el 78% de las personas son acogidas y acompañadas desde el trabajo individual y familiar, que el 53% de las personas atendidas han participados en actividades grupales y comunitarias, fruto de la apuesta de la entidad por la dinamización de la participación de las personas en los barrios y pueblos desde una dimensión más comunitaria. Toda este trabajo se lleva a cabo en coordinación con las diferentes entidades, servicios públicos, redes y plataformas territoriales.

Situación laboral y búsqueda de empleo
En relación al apoyo a la búsqueda de trabajo, se han acompañado 1.914 personas lo que ha supuesto un incremento de un 25,7% respecto del año 2016. Los proyectos desarrollados en este apartado son Formación (352), Talleres Prelaborales (96; taller de juguetes, papel y Buena Traza en Manacor), Orientación (1.334), Intermediación (558) y otras iniciativas de economía social (6 Koluté).

En los procesos de inserción sociolaboral destacar que el año 2017 el 19,8% de las personas acompañadas en intermediación consiguieron trabajo. Dentro de este ámbito hay que agradecer las 70 empresas colaboradoras (45 ofertas de empresas; 40 inserciones en empresas; 15 prácticas no laborales), así como las 271 entrevistas de información de empleadores.

En este apartado destacar que el mes de noviembre se dio de alta la Empresa de Inserción, HERRAMIENTAS x INSERCIÓN sobre la actividad textil de recogida, valoración y comercialización de ropa de segunda mano y que cuenta con 5 personas con contrato de inserción.

Necesidades básicas
Los ingresos insuficientes para cubrir las demandas familiares han hecho que desde Cáritas Mallorca se continúe invirtiendo en ayudas primarias para cubrir necesidades básicas. El 29% son ayudas para la alimentación e higiene (a través de los 12 Centros de Distribución de alimentos y del Comedor Social de Inca que ha atendido 162 personas con una media de 7 meses), un 30% ayudas para vivienda (456 ayudas se han tramitado por valor de 90.500 €) y un 17% en ayudas para la educación (se han beneficiado directamente a más de 290 niños, en ayudas directas y de recursos y se han desarrollado más 280 actividades grupales y comunitarias). Otras ayudas que han facilitado una mejora de la situación de las personas acompañadas han sido las destinadas a temas de salud, transporte y pago de gestiones y tasas (ayudas por valor de más 20.000 €). Se destaca también el Servicio de Asesoría Jurídica donde han participado 212 personas (aumentando en 43 personas).

La apuesta por una economía al servicio de las personas
Continuamos apostando por proyectos en el ámbito de la economía social y solidaria, una economía al servicio de las personas. Es por ello que se ha seguido impulsando el Proyecto Koluté, un proyecto de formación en confección semi-industrial y producción de moda solidaria. Todos estos productos de ropa, sumados a los de los talleres prelaborales de recuperación de juguetes y Buena Traza, se venden en las 10 Tiendas Solidarias en diferentes lugares de la isla, desde donde también se promociona el Comercio Justo, como una alternativa de consumo real que beneficia a cooperativas de artesanos y productores de países del Sur.

El aumento de fondos propios: la confianza puesta en Cáritas La claridad y la transparencia en la gestión de los recursos de Cáritas Mallorca es fundamental para mantener la confianza de muchas personas que creen en la labor social de la entidad y hacen sus aportaciones para que esta tarea continúe.

En este apartado, Sebastiana Santmartí, administradora general de Cáritas Mallorca, destacó que los ingresos totales del ejercicio 2017 (4.064.897,12 €) han aumentado un 17% respecto del año anterior. Los ingresos de las actividades propias han representado un 71'5% del total (67% en 2016) debido sobre todo al aumento de las donaciones de particulares, disminuyendo el peso de los ingresos de la administración pública (de un 23% el año 2016 a tan sólo un 21'7% de 2017) y el de las colaboraciones con instituciones privadas (de un 10% a un 6'8% de 2017). Además, en la línea de fortalecer la base social de Cáritas y fidelizar el compromiso en la lucha contra la pobreza, a finales de año se lanzó la campaña "Sé Parte. Hazte de Cáritas "[Más información en www.haztedecaritas.com/ca].

En el capítulo de gastos destacar que se han invertido 3.228.707,85 € en los diferentes proyectos sociales de Cáritas (un 4,1% menos respecto al año 2016). El programa en el que más recursos ha invertido ha sido Acción de Base (45%), seguido del Programa de Acción para la Inserción Sociolaboral (39%). Las ayudas directas a personas y familias han sido de 274.305 € y las ayudas a becas de formación y empleo han sido de 10.879 €.

Santmartí destacó que el resultado positivo del ejercicio 2017 cifrado en 836.000 € ya tienen un destino claro, por una parte sufragar una parte de inversiones realizadas en el año 2017, con la adecuación de un espacio para la nueva empresa de Inserción y la actualización de elementos informáticos (221.000 €); el capital social para la creación de "Eines x inserció" (100.000 €), y una previsión de inversión para los próximos años para cumplir las normas de autorización de servicios.

Los agentes de Cáritas
La implicación de los agentes de Cáritas para desarrollar las acciones de la entidad es fundamental. Personas voluntarias o contratadas, con la participación de las personas acogidas y acompañadas, son las que posibilitan la ejecución de los proyectos y acciones para facilitar la inclusión y la transformación de la sociedad.

Un total de 934 personas voluntarias (201 hombres / 733 mujeres) han hecho su servicio en las parroquias o en los proyectos específicos durante el año 2017, con el apoyo de 76 personas contratadas (63 mujeres y 13 hombres). Además destacar la aportación solidaria de 553 donantes esporádicos y 493 suscriptores periódicos, así como las colaboraciones de más de 200 empresas, asociaciones y entidades, que han confiado en el trabajo desarrollado por Cáritas Mallorca para dar oportunidad y defender derechos de todas las personas.


0 COMENTARIS