El Seminario de Mallorca celebra su fiesta titular, la Cátedra de San Pedro


23 de febrero de 2021. 10:00h.

El Obispo ha presidido la Eucaristía, a la cual han acudido las comunidades de los dos seminarios, presbíteros y formadores, un diácono, y algunos familiares



Este lunes, 22 de febrero, el Seminario de Mallorca celebró su fiesta titular, la Cátedra de San Pedro, en la capilla del Seminario Nuevo de Palma. Todo, en una celebración presidida por el Obispo de Mallorca, Sebastià Taltavull, a la cual asistieron los rectores de los seminarios, presbíteros y formadores, un diácono, los seminaristas y algunos familiares. La fiesta de la Cátedra de San Pedro, que se remonta en el siglo IV y rinde homenaje a la autoridad del primer Papa, Pedro, este año se ha celebrado únicamente con la Eucaristía y sin la presencia de las diferentes parroquias, por la situación de pandemia actual.

En la homilía, Mons. Taltavull destacó que todos nos tenemos que sentir en «comunión» con la Iglesia, que parte de la solidez de Pedro: «La Iglesia de Cristo se levanta a partir de la firmeza de la fe de Pedro. Pedro es escogido para ser antepuesto a todos los padres de la Iglesia, aunque el dirigente principal es Cristo». También pidió a los presbíteros y seminaristas seguir el ejemplo de Pedro: «Cojamos de Pedro, hoy en esta fiesta de la Cátedra, este ejercicio de pastor». Dirigiéndose a los presbíteros, diácono y seminaristas, afirmó: «Tenemos que distinguirnos por una nueva manera de tratarnos entre nosotros. Y en consecuencia, en la forma de tratar a las otras personas sean o no creyentes en Cristo». Así lo encomienda la Iglesia a todos los pastores, a los sucesores de los apóstoles, y a todos los fieles.

El prelado se refirió también al mensaje de Cuaresma del Papa, cuando expresa que la caridad es el impulso del corazón que suscita el vínculo de cooperación y comunión: «Esta comunión tiene que ser siempre nuestro distintivo, puesto que se aguanta con la piedra angular, que es Jesús, a quien aceptamos por la fe. Se aguanta a la roca donde se mantiene firme la Iglesia, que es Pedro, los apóstoles y sus sucesores, los obispos, y los primeros colaboradores, los presbíteros», concluyó Mons. Sebastià Taltavull.

El rector del Seminario Mayor, Mn. Francesc Vicens, invitó a los presbíteros a la celebración, puesto que en esta siempre ha habido un fuerte componente presbiteral. «Es un deber nuestro y un derecho vuestro que conozcáis nuestros seminarios. El Seminario es el corazón de la Diócesis. Es nuestra voluntad podernos acercar lo más posible y en este sentido trabajamos cada día», aseguró Vicens.

Actualmente el Seminario de Mallorca cuenta con 21 seminaristas, 5 de los cuales forman parte del Seminario Menor.


0 COMENTARIS